sábado, 14 de mayo de 2011

Tempus Fugit


Hoy sentada en el Jardín mirando viejos cuadernos me doy cuenta que "Dando vueltas esperando sin saber Pasa el tiempo como un rayo de tv" y es así que esta semana se cumplieron tres años de aquella noche de sábado cuando con la ahora conocida Stella surgió la idea de empezar un blog. Más que tres años parece una eternidad de cosas. El tiempo hoy ya no es un rayo de tv como en la canción de Man Ray sino que es un click de Internet. El tiempo pasa y en él, uno a uno se van sucediendo los días, a una velocidad casi vertiginosa. De hecho la velocidad ha hecho que haya tiempos en los cuales el jardín no se pueda regar. Pero no por eso nos hemos de dar por vencidos. Lo nuestro hoy es una rebeldía contra la velocidad; una rebeldía contra la forma mentis contemporánea que no sabe esperar, que no se fija es los pequeños detalles que hacen a la vida. Hoy en día todo tiene que volar y ya no construimos catedrales. Estas llevan tiempo, detalle, arte, contemplación y paciencia. Hoy en día nos conformamos con velocidad, poco detalle, tecnología, impaciencia y lo que venga. Sin embargo, como faro de luz en medio de esta tremenda oscuridad estamos llamados a iluminar este tiempo, no dejemos que el cruel Xrónos nos devore convirtiéndonos es sus hijos, ¡NO!, Transformemos, en lo posible, cada uno de nuestros momentos en Kairós; así seremos señores del tiempo y no sus esclavos. Pero he aquí la dificultad para nosotros hombres posmodernos: La única forma de lograr esto es con nuestros pies la tierra tornar la mirada de nuestro corazón hacia cielo; Aliis Verbis, Que cada momento de nuestro día sea un momento de oración así ya éste no estará enraizado en el tiempo sino en la Eternidad y así tendrá otra duración, la duración de las Catedrales.

8 comentarios:

Stella Maris dijo...

¡¡¡FELICIDADES, MARY!!!

Realmente me encantó el post: la reflexión Cronos-Kairós (que amo y vengo rumiándolo hace un tiempo), el instante como oración (que algo leí al respecto hace poco), la hoja de Niggle (mi cuento preferido de Tolkien!!)... Hermoso festejo!!

Tempus fugit... carpe diem!!!

Anónimo dijo...

Gracias, Mary, muy cierto. Y cómo se nos cae tantas veces el tiempo de las manos, antes de que sepamos impregnarlo del incienso de las obras traducidas en oración... Es cierto que ésta es la única manera de salvarlo.

contemplata dijo...

¡Felicidades!

FABIAN dijo...

"Es en el alma donde se mide el tiempo (el alma espera, atiende y
recuerda), y lo que se mide es la «sensación impresa por las cosas que pasan y se
queda impresa en el alma después que han pasado» (Confesiones, XI,27).
Pero en el tiempo místico, es el alma la que sale al encuentro del objeto que la colme. Y se da una reciprocidad tan hermosa que el Crónos aparece como un intruso.
La experiencia mística, tiene por objeto precisamente romper con dicha oposición.
El místico en su experiencia busca ser uno con el Uno: «En esta desaparición de
todas las barreras usuales entre el individuo y el Absoluto consiste la gran realización
mística» (James, 1960, p.321). Sin embargo, nuestra alma se halla inmersa en la
temporalidad; entonces, ¿es en lo temporal dónde encontramos el acceso a lo eterno?
¿Dónde coinciden tiempo y eternidad? Se me ocurre que en el καιρός: "el momento justo".
Que el Crónos sea testigo de muchisimos posts de su parte, Mary, y que sus lecturas nos ayuden a enraizar nuestros momentos en la eternidad, para que éstos se conviertan en ese Kairós tan necesario para una vida espiritual plena, que nos permita vivencias el inmenso amor que Dios nos tiene.
¡Muchas Felicidades!

Mary Lennox dijo...

¡Gracias a todos! Brindando hoy en el gran salón, levanto la copa de Hidromiel y digo:
"Por más años compartiendo las visiones de las Tierras Verdaderas que están allá en el Topos Ouranos. Las tierras que nuestra alma al momento de ser creada conoció. ¡Quizas es cierto y todo lo dijo Platón! Por más momentos, mejor dicho Brindo por el Instante, brindo por el salto, y brindo por las musas hijas de Zeus. Pero más allá de todas las figuras de los mitos, brindo por Aquél a quien remiten, el Creador que nos da la capacidad de subcrear junto con Él, pues de Él somos imagen. Que Él cuide el Jardín, las amistades que han nacido en el y a todos aquellos que lo visitan. Que el Rey de la Eterna Gloria nos haga Participes un día de su Jardin celestial.
Prosit
Mary

Milkus Maximus dijo...

Felicidades Mary, pero por sobre todas las cosas: gracias por ocupar tu lugar en la blogosfera, con todo lo que tiene de aporte único, y gracias por compartirlo.

Desendencia de Ioreth dijo...

Me uno al festejo y al contenido del post.

No afloje, que Niggle sin Parish nada puede.
Ja.

Mary Lennox dijo...

¡Gracias!
Saludos
Mary